Home / Guía / Antártida / El paraíso helado de Neko Harbour
Foto de El paraíso helado de Neko Harbour

El paraíso helado de Neko Harbour

El lugar más escénico de la Antártida
09 Abr 12

Jamás olvidaré la imagén que veían mis ojos esa mañana en la borda del Molchanov. Hasta dos veces tuve que frotarme los ojos y alguna vez que pellizcarme para realmente creer que aquello era real. Era imposible. Un lugar de tal hermosa belleza no podía existir en este mundo. Y de hecho, esto era así. Estaba lejos del mundo de los hombres. La Antártida nos hacía el regalo más bello que había vivido hasta ese instante. Estaba en Neko Harbour.

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Por primera vez en la exploración antártica que nos permitía este pequeño y viejo buque expedición ruso, el sol iluminaba completamente el cielo austral, dejando preciosos colores de distintas tonalidades azules en los icebergs más cercanos.

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Neko Harbour es una pequeña bahía dentro de la Bahía Andvord, que fuera descubierta y mapeada por la expedición de Gerlache y cuyo nombre viene del buque ballenero de Christian Salvesen que “disfrutó” de este espectáculo entre 1911 y 1924. Aquí dejamos fondeando el Molchanov mientras desembarcamos en la playa más cercana

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Volvemos a pisar tierras de la penísula antártica y no islas de alrededor. Aquí volvemos a ser meros espectadores de la vida que nos rodea. El zoo somos nosotros. Los pingüinos, focas y demás fauna hace su vida sin apenas inmutarse

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Como esas focas que parece que vivieran en una siesta infinita a las que casi podemos tocar, pero no queremos molestar …

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

.. o lo simpáticos “juanitos”, disfrutando de su baño mañanero con ese divertido a la vez que ridículo caminar.

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Nuestro reto del día nos llevaba al pico más cercano. Unas vistas a una bahía de tan hermosa e inhóspita belleza con el sol iluminandola erguiendose tras las montañas no podíamos perdernóslas

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Pasito a pasito, a pesar de no utilizar raquetas de nieve hoy, ibamos logrando alcanzar cota. Según bordeabamos la “pequeña colina” veíamos decenas de “peritos morenos” con grandes glaciares a punto de caer al agua en esta época del año.

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

La cumbre nos deja la postal de toda la aventura. El sol en pleno apogeo, los icebergs con cientos de colores, las montañas nevadas reflejadas en los verdaderos espejos del agua casi helada a sus piés. Por momentos dan ganas de llorar.

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Pero es posible que el momento que estaba al llegar fuese todavía el más emotivo que he vivido en ninguno de mis viajes. Con mis compañeros bajando hacia otra pequeña playa, me encontré allí sólo, observando el horizonte, en completo silencio, un silencio solo roto por los continuos estruendos al fondo de glaciares rompíendose por el calor del sol cayendo a las gélidas aguas. Era un momento de soledad infinita. Un momento único

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Descendiendo encontramos restos asociados a la matanza de ballenas. Hoy estos antiguos barcos balleneros son lugares de alojamientos de los nidos de pingüinos que pronto darán a luz a nuevas crías

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Cerca de la playa donde desembarcamos hay un glaciar muy fracturado que tiene pinta que en cualquier momento va  a sufrir algún desprendimiento. Hay que tener cuidado.

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

A veces me parece imposible entender como en unas condiciones climáticas tan adversas y un entorno natural tan inhabitable, pueden sobrevivir unas criaturas tan increibles. Son verdaderos “superhombres”

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Y derrepente pasa lo que tenía que pasar. Se produce un desprendimiento al otro lado. Casi apenas conseguimos tomar una foto mientras corremos a posiciones más altas, ya que se ha creado una ola que puede barrer facilmente la playa. Es un “mini-tsunami”. Por suerte hemos reaccionado rápido, y allí donde poníamos los piés ahora es agua.

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Josep dice que ha escuchado que están trayendo unas toallas a la playa del desembarco y corre hacia allí. Si, efectivamente, hoy es el día. Hay que hacerlo, a pesar de la extrañeza de algún “lugareño”

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

¿Pero a cuanto puede estar este agua? ¿Y cuando salgamos? ¿Aguantaremos apenas unos segundos ahí metidos? Esto es mejor no pensarlo

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Ahhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh! ¿Pero puede estar más fría? Esto es horroso!! Estoy bañándome en las aguas  más gélidas del planeta pero sólo puedo pensar en como se me retuercen los tobillos en estos momentos ..

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Lo que no voy a negar es que no he tenido una sensación térmica tan confortable como la de salir de esas aguas y estar a unos cuantos grados más con el sol pegando fuera. Es como sentirse a 25 o 30º en las playas del Caribe.

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Es hora de abandonar las Tierras de Graham, estas que nos han permitido disfrutar una de las experiencias más increibles y maravillosas que hayamos tenido nunca. Nuestra travesía nos deja un mar de postales

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Atrás queda ese témpano emitiendo un sonoro estruendo cayendo sobre el agua o los simpaticos pingüinos,  mis queridos “Juanitos” de mirada perdida …

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

… de multiples poses …

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

… o los más deportistas a pié de playa

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Atrás dejo también ese verdadero museo de esculturas glaciares e icebergs de distintos tonos, reflejos, colores, que gracias a ese tripode que no me abandona he conseguido captar

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

La tierra, nuestro planeta, está llena de lugares realmente hermosos, maravillosos, donde el tiempo se detiene para permitirnos disfrutar de ellos durante unos minutos y hacernos entender en esos momentos lo pequeños e insignificantes que somos. La Antartida es todo aquello que buscaba y mucho más. Es un planeta a parte dentro de nuestro propio planeta al que solo se puede acceder pagando el duro precio del Paso Drake.Es muy dificil quedarse con uno de esos lugares, pero si tuviera que hacerlo alguna vez en la vida no tendría ninguna duda, ese lugar, mi paraiso del hielo, se llama Neko Harbour.

Antártida expedición Neko Harbour por libre viaje exploración viaje solo

Isaac (y Paula, mi fiel complice y acompañante en esta ocasión desde la lejanía)

5% de descuento en SEGURO DE VIAJES IATI para lectores de Chavetas

Sobre Isaac Martín

Ingeniero de Caminos y MBA. Tras varios años gestionando equipos y recursos combiné mi pasión por viajar con mi profesión tras derivar mis estudios al Marketing Online y CM (Master por la Universidad de Alcalá) además de la gestión de contenidos. Ahora me levanto cada mañana feliz.

Código de ética

Libre

El 97% de artículos de este blog, como este que estás leyendo, son de contenido original creado por nosotros basado en nuestras propias experiencias sin que ninguna marca o empresa haya influenciado de ninguna manera en él. De entre los enlaces puede existir (o no, pero por si acaso avisamos para ser completamente transparentes contigo) alguno que contenga afiliación que nos pudiera generar algún ingreso extra sin ningún coste en absoluto para el lector. Lee nuestro compromiso de ética contigo AQUÍ.

11 comentarios

  1. Paula, Isaac, este viaje vuestro me da una enorme envidia. Y no de la sana, precisamente!!

    Me alegro que lo hayáis disfrutado y que lo publiquéis.

    Besitos!!

  2. Mª Mercé, no serás tú la que te quejes de envidia no sana con verdaderas aventuras por la ruta de la seda, tierra santa, la africa negra más perdida, los lugares más peligrosos de centroamérica, los rincones de la asia antigua o tu ruta por sudamérica, por decir algunos … será al revés, jeeje

    En cualquier caso, si es verdad que el viaje a la península antártica fué una experiencia increible tanto por lo que la naturaleza deparaba, como por la aventura como por los momentos con uno mismo que representó

    Un abrazo muy fuerte 😉

  3. Guau!oye el bañito tuvo que ser de lo más estimulante no?que envidia!

  4. Sencillamente “brutal” … a mi personalmente me parece un viaje de verdad que único … pero me gustaría saber más … logística, precios, lugares, etc…

    Eres un tipo con suerte Chavetas!!! … por haber realizado ese maravilloso viaje.

    Muchísimas gracias por compartirlo.

    Alfonso -www.thewotme.com-

  5. Holaaa!!!

    Está siendo una semana dura, pero saco un ratillo para contestaros:

    – kitefuntarifa, digamos que el adjetivo ¿estimulante? bueno.. estimulante estimulante… pues no, jejeje. Lo que si, al salir parecía que estabamos en el caribe, de la diferencia térmica

    – Alfonso, precios, logistica y demás lo tienes en el propio relato http://viajes.chavetas.es/viajes/antartida09/ .. si te queda alguna duda, ya sabes nuestro correo. Si puedes hacerlo, ni lo dudes!! Por cierto, me gusta tu blog, a ver si tengo tiempo en unos días porque estoy perdidisimo para actualizar los links, leer relatos retrasados, etc…

    Un abrazo a ambos

  6. Unas imágenes impresionantes… una verdadera envidia de viaje!! Uno de los viajes que un día sueño con poder hacer. De momento me conformo con leer el vuestro y contemplar esas preciosas imágenes.

    Un saludo,
    Sonia.

  7. Me encanto el bañito que se dieron, imagino que el agua helada les quito el stress al toke

  8. Voy poco a poco leyendo las entradas sobre el viaje a África, pero esta “vuelta al pasado” me ha encantado.

    Menuda experiencia tiene que ser viajar a la Antártida y pegarse un bañito con los pingüinos observándoos, simplemente impresionantes 😀

    Un abrazo!!!

  9. Muchas gracias Sonia, Peru Turismo y Jose Carlos. Lo cierto es que es un lugar de esos para marcar una vez en la vida… si algún día os pasa por delante, ni lo dudeis…

  10. gracias por mostrar tan hermoso lugar!!!

Comentar

Seguimos la normativa de protección de datos RGPD (Reglamento General de Protección de Datos). Podrás encontrar toda la información relativa a los términos y condiciones legales que definen las relaciones entre los usuarios y Chavetas.es en el siguiente enlace sobre nuestra Política de Privacidad. Los campos necesarios están marcados *

*

Send this to a friend